Época Romana: El siglo I d.C.
 
onventus de Clunia... 

Ruinas romanas de Clunia

as gentes

Saber más...

 

os datos...

mientras...

 

¿Qué pasaba en Maderuelo?

 

¿Un juego romano en Maderuelo?
Maderuelo abscrito a Clunia
Clunia Sulpicia

 

 

 

Los conventus  

En los primeros años del siglo I d.C. toda la Península Ibérica está muy romanizada y se crearon los conventus

Constituía una división de la provincia.  

Demarcación establecida en tiempos de Octavio

 Fueron, en los primeros momentos de dominación romana, una reunión de ciudadanos romanos de la zona para defender sus intereses.

Posteriormente, el término evolucionó para indicar la práctica seguida por los gobernadores de la demarcación de reunir en determinados días y lugares a la población para impartir justicia o dar a conocer las novedades administrativas o legales que se hubieran producido.

Desde mediados del siglo I estas reuniones de gentes quedaron instituidas en determinadas ciudades (generalmente donde residía el gobernador y donde estaban las principales instituciones sociales y jurídicas) que fueron nombradas cabezas del conventus.

   


 


Emigración hacia las ciudades

Durante todo el primer siglo de nuestra era continuó el proceso urbanizador que hizo que los dispersos castros (supervivencias de núcleos prerromanos) desaparecieran.  La escasa población del Alto Duero se concentró en ciudades como Clunia (Coruña del Conde), Uxama (Osma), Cauca (Coca) o Termancia (Tiermes)

Los restos de la endeble estructura social indígena habían desaparecido totalmente hacia el año 100.

 Clunia vive un crecimiento lento pero imparable a costa de los núcleos de población de todo su conventus.  

Mosaico de una casa de Clunia

 

A consecuencia de la concentración de la población en las ciudades, se acometieron enormes obras de conducción de agua, como la del  acueducto (desaparecido) y canales de reparto subterráneos en Termancia.

Sin olvidar nuestro famoso acueducto de Secovia (Segovia)

Canal de agua( Termancia)

Amplias zonas rurales, como Maderuelo, quedaron prácticamente despobladas. En el campo apenas quedaron aldeas insignificantes pobladas por pequeños propietarios agrícolas dedicados a una agricultura de estricta supervivencia, tal vez combinada con una rudimentaria ganadería. Este despoblamiento facilitó que los ricos hombres de las ciudades fueran adquiriendo más y más tierras creando grandes latifundios.   


 


 

Y mientras ... ¿qué pasaba en Maderuelo

¿Juegos romanos en Maderuelo?

Como anécdota, hemos encontrado grabado en dos sillares de Maderuelo sendos alquerques, un juego romano de tablero que mostramos en las escenas de la vida cotidiana, aunque su datación exacta es difícil ya que este juego fué reintroducido por los árabes en épocas posteriores, durante la edad media.

Maderuelo dentro del conventus de Clunia  

Como se ha dicho, los últimos indígenas de la zona emigrarían a las ciudades arriba mencionadas.

Maderuelo quedó encuadrada en la provincia de Hispania Citerior (Tarraconense), dentro del conventus de Clunia.  

El conventus de Clunia abarcaba un amplio territorio: actual País Vasco, provincias de Santander, Burgos, Soria, Segovia, Ávila, Norte de las de Guadalajara y Madrid y parte Oriental de Valladolid y Palencia. Esta demarcación administrativa del conventus perduraría hasta principios del siglo IV

Clunia Sulpicia

La ciudad. En la localidad burgalesa de Coruña del Conde, perteneciente al término de Peñalba, se encuentran los restos de la ciudad de Clunia Sulpicia, una de las más importantes del norte peninsular que llegó a ser incluso capital de convento jurídico.

Después de sus orígenes celtíberos (fue ciudad de los Arévacos), una vez conquistada por los romanos poco antes de la toma de Numancia, entró en la historia de la Hispania romana como lugar en el que el rebelde Sertorio resistió al general Pompeyo (año 72 a.C.) y lugar desde donde el entonces gobernador del territorio y opositor a Nerón, Galba, fue proclamado Emperador en el año 69 de nuestra era.

Al quedar como un yacimiento intacto, pues sobre ella no hubo desarrollo urbano posterior, podemos contemplar actualmente los restos del mayor teatro de la península con gradería para más de 9.000 espectadores, construído sobre roca viva, además de la cimentación del Foro, las termas, viviendas, mármoles, mosaicos y restos de un puente.